Tu rostro con la marea, de Fernando García de Cortázar

Por Pilar de Cecilia

 

El veterano autor de libros de Historia  que es Fernando  García de Cortázar, (Bilbao, 1942), profesor de la Universidad de Deusto, ha entrado  en el terreno de la historia-ficción con esta novela, ganadora, en 2013, de la duodécima edición del premio Alfonso X el Sabio de narrativa histórica. Comenzar a leer las aventuras de su imaginario protagonista, un bilbaíno como el propio autor, llamado Ángel Bigas, me ha llevado a  recordar una frase escrita por  Amín Maaluf en su novela titulada “La roca de Tanios”:

¿No había buscado yo la verdad más allá de la leyenda? Y cuando creí alcanzar el corazón de la verdad, estaba hecho de leyenda.

Verdad y leyenda se trenzan en torno a esta figura de aires trágicos y románticos a cerca de la cual se dice en un momento:

¿Ángel Bigas?…Uno de esos hombres que se dan poco en España, y si se dan son malgastados.

 

Nacido en 1890,  hijo de un rico industrial del sector de la siderurgia de Portugalete, vivió una existencia dorada en su infancia y primera juventud. Estudiante de Derecho en Madrid,  viajó a Marruecos como cronista de guerra,  y sus noticias sobre el desastre del Barranco del Lobo le dan notoria fama.  A los veintitrés años,, ingresa en el cuerpo diplomático y es enviado a Bucarest, poco antes de comenzar la Gran Guerra(1914-18).

Su trayectoria humana  y profesional se mantiene brillante y satisfactoria hasta que en 1925 su padre se arruina por una fulminante quiebra bancaria que además afecta a su salud  hasta el punto de morir apenas tres años después.  Para el protagonista, estos acontecimientos suponen un golpe brutal que cambia su manera de pensar y vivir.

Aunque en 1912 y 1921 había publicado dos novelas, su nombre  cayó en el olvido incluso en su ciudad natal hasta muchos años después de haberse quitado la vida de un disparo, en el palacete familiar que la ruina económica le había obligado a convertir en hotel.

En 1977, un joven historiador  y sacerdote, llamado Fernando Urtiaga, recibe de un amigo que lo conoció, un importante archivo de cartas, documentos y testimonios personales referidos a este singular personaje invitándole a escribir sobre su peculiar trayectoria vital. Será él, posible trasunto del propio autor, quien actúe de narrador y complete los datos que sobre sus últimos años , faltan en el material recibido.

Este recurso argumental resulta muy adecuado para servir de base a una acción  compleja y variada que narra una historia de amor muy de la época en la que transcurre, con una aristócrata rusa refugiada en Roma tras la revolución comunista y,  a la vez, constituye una síntesis de la agitada historia europea de las tres primeras décadas del siglo XX.

Las actividades de los Bigas tuvieron siempre una tendencia aventurera, patente ya en la historia del tío abuelo Gustavo, que estuvo en México junto al frustrado emperador Maximiliano de Habsburgo.  Este antepasado encendió la imaginación de su sobrino nieto y en cierto modo le sirvió de modelo.  Ángel rechaza una conveniente boda bilbaína para convertirse en amante de una mujer que nunca es quien parece ser y cuyo misterio, más que enamorarle, le fascina, mientras que su hermana, más razonable, hace un matrimonio “por hectáreas” según él mismo reconoce.

Su espíritu inquieto y los frecuentes cambios de destino profesional, permiten que la trama cambie de ambientación con cierta frecuencia y ofrezca diversas perspectivas, siempre en función de reflejar hechos históricos de primordial importancia en la  época  en que suceden.

A través de Olga  Rykova, la amante infiel, se ofrece un relato de la Revolución Bolchevique que constituye la parte más novelesca de toda la obra, en la forma,  sin dejar de ser dolorosamente veraz en el fondo.

Las cartas escritas por el protagonista desde su destino en Bucarest, durante la Primera Guerra Mundial, reproducen de manera muy expresiva un cuadro de alta sociedad atractivo, sin perder por ello significación en cuanto la actitud de los rumanos respecto a la inevitable disolución de los imperios circundantes, austríaco, alemán, ruso y turco.

La situación española, referida a  la dictadura de primo de Rivera y la IIª República, ocupa también mucho espacio en la trama, en tanto que Ángel Bigas evoluciona ideológicamente hacia posiciones cada vez más republicanas, acordes con las que exhibían muchos intelectuales en las madrileñas tertulias de café. En torno a la cuestión española, el autor hace intervenir en la acción a numerosas personalidades reales como Azaña,  Indalecio Prieto, Agustín de Foxá, Rafael Sánchez Mazas  o Ramón Pérez de Ayala, para dejar constancia de sus respetivas posiciones frente a los acontecimientos las que se alude..

La ascensión al poder del Fascismo de Mussolini en Italia, es el tercer elemento argumental destacado, visto desde la perspectiva del protagonista cuyo destino en Roma coincide con esos momentos. La progresiva presión de la policía política del Duce sobre sus compatriotas, se hace patente con el relato de la muerte del líder socialista Matteotti,  lo mismo que sobre extranjeros que, como Ángel Bigas, den excesivas muestras de desacuerdo con las directrices del poder.

Este recorrido geopolítico, que constituye la esencia de la novela, está elaborado no en forma lineal sino mediante secuencias entrelazadas que exigen una lectura atenta y reposada para no perder el hilo de la narración. Tener en cuenta quién es en cada momento el que proporciona al narrador datos sobre el protagonista ya que este no  está presente nunca de modo directo en las situaciones donde interviene, es imprescindible para captar en profundidad el contenido  de cada una de ellas.

La profesión docente del autor se manifiesta en la capacidad que demuestra para mantener tensa y centrada la atención de los lectores, alternando en estas páginas momentos de mayor concentración y otros que facilitan una menor relajación mental y permiten cierta distracción.

Uno de los recursos formales mejor conseguidos es la ambientación, capaz de enmarcar de modo muy significativo cada secuencia argumental sin incurrir en detalles demasiado prolijos o superfluos.

Por último, es necesario, para hacer una valoración justa de esta novela, destacar  el acierto que supone la alternancia de formas estilísticas, que oscilan entre la redacción epistolar, los pasajes dialogados y la reproducción de documentos oficiales, ficticios en cuanto a su procedencia pero escritos en términos similares a los realmente emitidos.

La interacción entre verdad y leyenda, que es casi inevitable cuando se contempla el pasado no inmediato, se constata en la nota bibliográfica con la que el autor concluye la obra. En ella explica cuales han sido sus fuentes de información y cómo las ha instrumentalizado, por no decir manipulado que sonaría peyorativo, para que ficción y realidad encajen de modo coherente en un todo armónico, como así sucede.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading ... Loading ...

Comentarios en la web

  1. Eugenio Aguilar dice:
    Una gozada de lectura. Llegué a esta novela gracias a una reseña de Juan Manuel de Prada y no puedo estar más de acuerdo con el autor de Las máscaras del héroe: "García de Cortazar narra el tumulto furioso de la primera mitad del siglo XX con una suerte de discreta melancolía, con una nostalgia finísima del mundo extinto que yace entre sus ruinas, muy en la línea de los grandes escritores desterrados o transterrados de la época, al estilo de Stefan Zweig, Joseph Roth o Sandor Marai."
    Muy recomendable.
  2. Roberto Vazquez dice:
    CONMOVEDORA. Fascinante. Esta novela es testimonio de la riqueza de la imaginación de García de Cortázar así como de la elegancia y sutileza de su prosa.
    Se la recomendaré a mis amigos.
  3. Agustín dice:
    TU ROSTRO CON LA MAREA de Fernando García de Cortázar. Hoy quiero compartir mi experiencia después de haberla leído.
    Me apasionó la novela desde el principio, me ha permitido entrar en el mundo de entreguerras y vivir las apasionantes vidas de personajes cultos e inteligentes, que viven sus experiencias vitales por todo el mundo: Bilbao, Madrid, Bucarest, Varsovia, San Petesburgo, Roma, Buenos Aires…
    He disfrutado el último fin de semana de otoño con el personaje Angel Vigas y las investigaciones de su vida: diplomático, novelista, contrabandista, traficante de armas, político…un utópico empujado también por el amor desbordante a Olga Rykova.
    El historiador Fernando García de Cortázar ha entrado en la literatura de forma brillante.
    Estoy convencido de que es una novela bárbara, divertida, que engancha y entretiene. Están fenomenalmente documentados los tiempos y los ambientes que describe. Las pasiones humanas las retrata con maestría en su primera novela a través de unos personajes épicos acordes con la envergadura de la época en la que se mueve. Este Historiador Fernando García de Cortázar, que hizo amable y bella la narración de la Historia de España, hoy nos emociona con una novela vibrante.


Dejar una respuesta

Please note: comment moderation is enabled and may delay your comment. There is no need to resubmit your comment.


5 + = 9