EL NIÑO AL QUE SE LE OLVIDÓ CÓMO MIRAR

EL NIÑO AL QUE SE LE OLVIDÓ CÓMO MIRAR

COMPRENDER Y AFRONTAR EL AUTISMO

/

18,90 €

18,90

Consigue 0,95 puntos TROA

Valoración TROA

Calidad literaria

Contenidos

Libros que contienen valores positivos de interés para recomendar a todo tipo de lectores

Valoración de los clientes

18,90 €

Consigue 0,95 puntos TROA

Enviar a un amigo

Para comprender y afrontar el autismo, tal y como afirma el subtítulo, es necesario conocerlo y diagnosticarlo. El Trastorno del Espectro Autista (TEA), normalmente conocido como autismo, es una forma peculiar de percibir y comprender el mundo y su diagnóstico permitirá poner en práctica principios y estrategias que posibiliten la inclusión de los afectados en los distintos contextos: casa, escuela, parque, universidad… Los autores de “El niño que se le olvidó cómo mirar” parten de esta premisa para desarrollar, a lo largo de los capítulos, el origen y la historia de este trastorno, las características y rasgos que lo definen, las ideas erróneas sobre el mismo, la vida familiar, escolar y universitaria, así como la manera de abordar los problemas de conducta asociados.
El autismo es de causa genética, se nace con él. Las primeras señales aparecen entre los 12 y los 18 meses tras un desarrollo aparentemente normal. Estas señales se pueden englobar en unos ámbitos concretos: el desarrollo de la comunicación social, el lenguaje, el juego y las capacidades visuales, motoras y sensoriales. Ahora bien la configuración de los TEA es muy heterogénea y tanto la intensidad de los síntomas, la afectación o su gravedad varían de un caso a otro. Estas diferencias son el motivo por el que un buen diagnóstico se hace imprescindible y será el que posibilite una planificación de las estrategias de enseñanza. La obra escrita con rigor científico pero con lenguaje claro expone los aspectos fundamentales para conocer el autismo, tanto a padres como profesores, y a comprender para poder actuar posibilitando objetivos individualizados de tratamiento, contextos y ambientes estructurados y anticipables, enseñanza de destrezas funcionales y habilidades sociales, abordar los miedos, fobias y dificultades sensoriales.
Juan Martos y María Llorente, con dilatada experiencia en el campo del autismo, abogan por la inclusión educativa en la que deben estar implicados desde los profesores hasta los compañeros pasando, por supuesto, por las familias. Los padres, afirman, una pieza clave para el aprendizaje de sus hijos. También señalan que los autistas tienen unas virtudes que todos deberíamos valorar como son la sinceridad, el sentido de la justicia, sin juzgar ni atribuir segundos propósitos a nadie.

Nuestros clientes opinan

Sé el primero en opinar sobre este libro.

Deja tu opinión

Valoración TROA

Contiene valores positivos

De interés general para todos los públicos

De interés general para público formado

Requiere un criterio moral sólido

Puede herir la sensibilidad del lector

Sin valoración TROA