LA GUERRA DE LOS POBRES

LA GUERRA DE LOS POBRES

14,90 €

  • Editorial: TUSQUETS
  • Año de edición:
  • Materia: Narrativa contemporánea
  • ISBN: 978-84-9066-862-7
  • Páginas: 96
  • Encuadernación: Rústica
  • Colección: Andanzas
  • Idioma: Español

14,90

Añadir a mi cesta

Consigue 0,75 puntos TROA

En stock Pídelo ahora y recíbelo en tu casa el día 28/10/2020

14,90 €

Consigue 0,75 puntos TROA

Enviar a un amigo

Vuillard (Lyon, 1968) escritor y guionista, ganó el premio Goncourt en 2017. La mayor parte de sus obras parten de hechos históricos que recrea con elegancia. En este caso, un relato breve, se ocupa de la figura poco conocida de Thomas Müntzer, personaje peculiar, contemporáneo de Lutero y reformador.
Aunque se centra en la vida de este personaje, quiere situarlo en la estela de otros reformadores que han sentido la necesidad de ayudar al pueblo, oprimido por los ricos, por los poderosos, tanto civiles como eclesiásticos y de la reforma de la Iglesia, así, aunque brevemente, desfilan Wiclif, John Ball y Tyler, personajes de siglos anteriores a los que el autor considera como precedentes.
Müntzer nació en Sajonia y vivió a caballo entre los siglos XV y XVI, fue clérigo, nacido de la pobreza, con un padre al que vio morir en la horca, seguidor del anabaptismo, predicador fogoso que logró reunir a un ejército enorme de campesinos y de pobres en general, enalteciéndolos con palabras bíblicas y pregonando una idea de reforma social, que en aquellos momentos era absolutamente impensable. También emprendió una reforma de la Iglesia y como Lutero, al que siguió durante algún tiempo, tradujo la Biblia al alemán y comenzó la celebración litúrgica en la lengua vernácula. En una gran batalla en Frankenhausen, se enfrentó contra los nobles que acudieron con todos sus ejércitos para defender sus derechos y acabó derrotado y ajusticiado
El relato es bello aunque duro, escrito con perfecta precisión, con elegancia y describiendo los hechos escuetamente; la figura principal no queda bien parada ya que es un personaje triste, dramático y en el que la exaltación roza la locura. Los príncipes, los eclesiásticos tampoco quedan bien, pero no se excede en la descripción de su opulencia y su mala conducta. Si queda claro, que no son leales a la palabra dada y que no cumplen sus promesas con el pueblo. Lo que si quiere dejar patente es la situación desdichada e irremediable de la numerosa población que vive en la pobreza más absoluta y en la ignorancia.
Quizá interese más a lectores cultos, pero la forma de narrar y presentar los hechos es muy buena y literariamente es notable.

Política de privacidad

Hola! Hemos cambiado nuestra política de protección de datos para adecuarnos al nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), en vigor desde el pasado 25 de mayo de 2018. Para continuar siendo cliente y poder gestionar tus pedidos, necesitamos que des tu consentimiento a dicha nueva política.

Continuar